Milagros

“A veces tengo miedo de tener a Satanás en el cuerpo. Pero es rico sentir el espíritu santo dentro”

Tiene 16 años, una adolescente por la que se quiere asomar la mujer. Pasa de la risa al llanto, de la bondad a la crueldad con demasiada facilidad. Hay en ella una contradicción por el mundo en el que tiene que vivir, un mundo cristiano lleno de culpas, de pecado y de fanatismo, pero también una desenvoltura por seguir lo que ella realmente quiere.